endodoncia la opcion para una sonrisa sana y perfecta

Endodoncia, la opción para una sonrisa sana y perfecta

Dicen que nuestros ojos y nuestra risa son las claves para conocer lo que hay en verdad en nuestro interior. Por esto, no hay nadie en realidad que no quiera contar con una sonrisa blanca y perfecta, que nos permita reír esconder las imperfecciones. Una de las claves, hoy en día, para lograr esto, es la endodoncia.

Endodoncia la clave para una salud dental

Cuando hablamos de endodoncia nos estamos refiriendo a uno de los más típicos procedimientos dentro de la Odontología. Se trata de limpiar el tejido pulpar de un diente que se encuentra enfermo, procediendo posteriormente a su relleno y sellado.

Es uno de los tratamientos más utilizados y difundidos, se trata de salvar una pieza que ya está muerta o que se encuentra enferma, para no perder parte de la dentadura y, en consecuencia, de nuestra sonrisa.

El procedimiento de la endodoncia consiste, básicamente, en la extracción (sea parcial o total) de la pulpa que se encuentra lesionada en una pieza dental.

Pero, ¿qué es la pulpa? Esta es un muy pequeño tejido blando en el que se encuentran los nervios y los vasos sanguíneos del diente. Este, se encuentra ubicado en la parte más interna de las piezas y se encarga de realizar la comunicación entre estas y el hueso maxilar. No sólo es quien recibe los estímulos externos sino que, además, es la parte que ayuda a la formación del diente.

¿Qué hace que esta pulpa se enferme?

Muchos pueden ser los motivos que lleven a esto. Por lo general, los más frecuentes son las fracturas y los traumatismos.

Los tipos de endodoncia

El tipo de endodoncia a la que acudamos dependerá de nuestros dientes y de las lesiones que éstos presenten y existen tres tipos:

  • Una endodoncia unirradicular: es el caso en el que el diente cuenta con una sola pieza pulpar y una sola raíz.
  • Una endodoncia birradicular: cuando presenta dos raíces y dos conductos pulpares.
  • Una endodoncia polirradicular: cuando presenta múltiples raíces y conductos de esta índole.

¿Cómo se hace una endodoncia?

Claro está que la forma en que se lleve a cabo el procedimiento dependerá de los factores mencionados con anterioridad y de cuál sea la situación y la lesión de cada paciente en particular.

Sin embargo, en líneas generales los pasos a seguir para realizarse una endodoncia son los siguientes:

  • La anestesia y el acceso a la cámara pulpar
  • La extracción del tejido que se encuentra infectado y la posterior limpieza de la zona
  • El moldeado de los conductos
  • El proceso de relleno
  • El sellado de la parte final del conductos
  • La reconstrucción del diente

Además de lo realizado en el consultorio es necesario llevar un control posterior y seguimiento del paciente por parte de los dentistas profesionales, para evaluar que todo continúe según es debido.

Deja un comentario

Diseñado con por Octopus Agencia de Marketing Digital